AIRE

Asociación Independiente de Registradores
                                 



Ultimas entradas




Archivos


Archivo del 13 de febrero de 2009

Las sociedades pueden depositar este año las cuentas sin pasar por el notario

Viernes, 13 de febrero de 2009

Las sociedades pueden depositar este año las cuentas sin pasar por el notario
Capitalnews. Javier Ardalán.- Las sociedades anónimas pueden depositar sus cuentas anuales en el Registro Mercantil a través de internet sin necesidad de pasar por la notaría para legitimar las firmas, si utilizan la firma electrónica. La orden (JUS/2006/2009, de 28 de enero, publicada en el Boletín Oficial del Estado el pasado 10 de febrero), regula que cuando la persona legitimada para certificar la aprobación de las cuentas disponga de firma electrónica reconocida, el fichero comprimido ZIP y el que contenga la certificación de aprobación de cuentas, autorizados ambos con la firma electrónica del certificante, “podrán ser remitidos telemáticamente a través de la sede electrónica del Colegio de Registradores de la Propiedad, Mercantiles y de Bienes Muebles al Registro Mercantil Competente”. Así, quienes dispongan ya del nuevo Documento Nacional de Identidad (DNI) electrónico, que cuenta con firma electrónica, no precisarán ni siquiera recurrir a la gestionada por notarios o registradores.
La Ley 24/2005, de 18 de noviembre, de reformas para el impulso de la productividad otorga carta de naturaleza al documento auténtico electrónico en la nueva redacción dada al apartado quinto del artículo 112 de la Ley 24/2001. Basta para poder ser inscrito el requisito de que “los documentos electrónicos que sean soporte de documentos privados que se presenten deberán estar firmados con firma electrónica reconocida amparada en un certificado reconocido conforme a la Ley 59/2003, de 19 de diciembre, de firma electrónica”.
En soporte papel, mientras tanto, seguirá siendo obligatorio la legitimación notarial de las firmas de quienes expidan la certificación acreditativa de la aprobación de las cuentas anuales.
Con esta medida se transpone por primera vez la Directiva 2003/58/CE en materia de Registro Mercantil, que debería haberse realizado antes del 1 de enero de 2007, y se reconoce que el servicio público registral está sujeto a la Ley 11/2007, de 22 de junio, de Acceso de los Ciudadanos a los Servicios Públicos.
Tanto la Directiva como la propia Ley 11/2007, de 22 de junio, permiten, entre otros actos, remitir las cuentas anuales directa y telemáticamente al Registro mercantil. La Instrucción de 1999 acertó anticipando el camino: se omite significativamente en nuestra Orden toda mención de la Instrucción del año 2003, que la misma Orden Ministerial viene a derogar. No resta sino felicitarnos por el acierto en el camino de simplificación empresarial emprendido por iniciativa del Gobierno.
Los pasos de esta normativa han seguido un camino muy similar al que se realizó para la digitalización (disquetes) y posteriormente utilización de Internet. En la actualidad, la mayoría de los servicios de la Agencia Tributaria se realizan con firma electrónica.

Protegido: Demandan al Santander por no reembolsar en plazo un fondo afectado por Madoff

Viernes, 13 de febrero de 2009

Esta entrada está protegida. Para verla escribe la contraseña:

Corredor: los compradores de vivienda tienen ahora “la sartén por el mango”

Viernes, 13 de febrero de 2009

Europa Press – 12/02/2009 El Economista
La ministra de Vivienda, Beatriz Corredor, ha dicho hoy que la situación de las familias que quieren acceder a una vivienda “ha cambiado”, ya que, si antes compraban a precios altos sobre plano, ahora pueden “comparar, buscar, incluso preguntar y negociar”. “Hace un año y medio o dos años esto era impensable”, aseguró Corredor en una entrevista con Punto Radio, antes de insistir en que los compradores tienen ahora “la sartén por el mango”.
La ministra de Vivienda destacó, además, que los precios de los pisos “se han moderado”. Con todo, reconoció que estas posibilidades se están viendo empañadas por el estrangulamiento del crédito en plena crisis de confianza.
Por ello, pidió a las entidades bancarias, ya no que “miren con cariño”, como indicó recientemente, sino que “colaboren” con las familias que acrediten la solvencia suficiente a la hora de solicitar una hipoteca.
Respecto a la morosidad de las administraciones públicas, que está siendo uno de los mayores problemas para las empresas, Corredor explicó que su Departamento sólo tienen inversión directa en obras de rehabilitación del patrimonio arquitectónico y que “cumple los plazos”. En cualquier caso, consideró que todas las administraciones tienen que hacer “un esfuerzo para ponernos al día”.
Retrasos en la renta de emancipación
La titular de Vivienda también reconoció hoy que está habiendo retrasos “indeseables” en el cobro de la renta básica de emancipación –210 euros mensuales para el pago del alquiler– y pidió perdón a aquellos jóvenes que aún se encuentran a la espera de percibirla teniendo este derecho reconocido.
La titular de Vivienda aprovechó la entrevista para reconocer esta circunstancia: “Es verdad que está habiendo retrasos. Pido disculpas a los jóvenes que están esperando”.
Dicho esto, Corredor indicó que “todo retraso es indeseable” y que “es muy difícil pedirle a un chico que está esperando los 210 euros, que tiene que esperar más”. Sin embargo, recordó que una vez se empieza a pagar la renta “se pagan todos los meses atrasados”, por lo que, “aunque el retraso es un perjuicio, no lo es totalmente”.
Por otro lado, para evitar nuevos retrasos consideró “importante” reiterar los pasos a seguir para gestionar la renta básica de emancipación. En primer lugar, insistió en que la renta es gestionada por las comunidades autónomas, que son las que tienen que reconocer y acreditar este derecho a los beneficarios.
Con esta notificación, el joven debe presentarse en el banco para abonar su renta de alquiler, y sólo cuando la haya abonado, la entidad financiera lo comunicará al Ministerio de Vivienda para que pueda ejecutar la orden de pago.
Una vez expuestos estos pasos, Corredor reconoció que el proceso “es complejo” y requiere un “tiempo mayor del deseable”, que justificó por motivos de control administrativo.
En cualquier caso, la ministra de Vivienda apuntó que ya hay más de 63.000 jóvenes cobrando la renta básica de emancipación, según datos de diciembre, lo que demuestra, a su juicio, que “era una demanda que estaba sin cubrir”.

Cinco razones para descartar la compra de una vivienda en 2009

Viernes, 13 de febrero de 2009

elEconomista.es |- 12/02/2009

El deterioro económico no se detiene y el desemplo continúa su carrera al alza. Mientras, las estadísticas, tanto oficiales como oficiosas, constatan la progresiva caída del precio de la vivienda. Así las cosas, si trasladamos un artículo de Amy Hoak en MarketWatch a la situación española, parace que hay razones por las que merece la pena aplazar la compra de una casa.
Los precios siguen bajando
Las cifras que se conocen mes a mes indican que la trayectoria descendente de la vivienda está lejos de haber encontrado suelo. De hecho, el Gobierno reconoció en enero el primer abaratamiento oficial del metro cuadrado en términos interanuales desde el año 1993. Los datos venían a confirmar lo que estudios privados llevaban manifestando desde hacía meses.
Eso sí, los números no coinciden. Por poner un ejemplo, la tasadora Tinsa establecía una caída del 8,8% en 2008 con respecto al año anterior, mientras que el Ministerio de Vivienda situaban este descenso en el 2,8%.
Con todo, lo que parece claro es que comprar ahora supone invertir en un activo que tiene muchas papeletas para seguir depreciándose. “El precio cae entre un 1,2% y un 1,4% mensual”, lo que sitúa al mercado residencial español en una “tendencia clara” a la baja, según el director general de Tinsa, Luis Leirado.
En su opinión, si se sigue a este ritmo la caída podría llegar al 20% a finales de año.
Difícil financiación
El constante descenso del precio de los inmuebles no es la única razón por la que es conveniente alejar las manos de un contrato de compra, al menos por ahora. La actual restricción de crédito está complicando, cada vez más, acceder a una hipoteca. Para evitar un desaforado aumento de la morosidad, las entidades financieras han endurecido su política de concesión de créditos.
Para comprobar este hecho, no hay más que mirar las cifras. De acuerdo con el Consejo General de Colegios Oficiales de Agentes de la Propiedad Inmobiliaria (API), más de la mitad de las hipotecas solicitadas en 2008 fueron rechazadas. El matiz que añade API a su informe es que se trataba de peticiones de personas solventes, que sólo un año antes habrían obtenido el dinero sin dificultad.
Por otra parte, las tasaciones se han metido en cintura y la cantidad concedida a los pocos afortunados tampoco alcanza los niveles de antaño.
De esta forma, resulta casi imposible financiar la compra de una vivienda, salvo excepciones de boyantes cuentas corrientes o herencias inesperadas.
El misterioso caso del euribor
Pero el problema de la financiación no se limita a sobervivir a la criba impuesta por bancos y cajas. Aquellos que obtengan el visto bueno de la entidad, tendrán que hacer frente a un plazo sólo apto para personas longevas -BBK ofrece una hipoteca a cincuenta años-, así como a cantidades ingentes de intereses.
Hoy, el euribor a 12 meses, la referencia a la que está vinculada la mayoría de las hipotecas a tipo variable en España, se ha situado en el 2,165%. Este nivel coloca la media mensual en el 2,213%, la más baja desde junio de 2005. La tasa no ha dejado de reducirse desde el pasado 10 de octubre, lo que ha favorecido a todos aquellos que debían revisar sus hipotecas tomando como referencia alguno de estos meses transcurridos.
Sin embargo, el techo es un poco más elevado para los que acuden a su sucursal correspondiente a pedir un préstamo a la vivienda. El motivo es que las entidades no están recortando el tipo de interés que aplican a sus hipotecas con la misma velocidad que cae el euribor.
Desempleo masivo
Perder el empleo se ha convertido en los últimos tiempos en una posibilidad muy real que puede llamar a cualquier puerta.
En un principio parecía que iba afectar sólo al sector de la construcción y al inmobiliario, donde atacó con fuerza provocando una agresiva destrucción de puestos de trabajo que todavía continúa. Pero el avance de la crisis ha evidenciado que no hay una sola actividad que no sea susceptible de ajustes de plantilla. Industria y servicios son testigos de ello.
Y las previsiones para este año no contemplan una mejora de la situación, más bien al contrario. Los últimos datos oficiales difundidos por el Ministerio de Trabajo cifraban el número de parados de enero en más de 3,3 millones. Y para mitad de año se estima que el número ronde los cuatro millones.
Así las cosas, pensar en una inversión tan cuantiosa como la adquisición de una casa prácticamente pasa al olvido, tanto para los que han perdido su empleo como para los que piensan que podrían correr la misma suerte. La incertidumbre no es amiga de los negocios.
Mejor ahorrar que comprar
Con este panorama, parece más sensato conservar los ahorros a buen recaudo y esperar a que las condiciones sean más adecuadas.
Por muy seguro que se esté de que se mantendrá el empleo o de que se consiga una hipoteca, es prudente mantener un fondo de reserva para cualquier imprevisto que pueda surgir -goteras, avería en el coche, factura dental…-.
De lo contrario, si las cosas se salen de lo estimado, no se contará con liquidez suficiente para afrontar los pagos extra, y los últimos acontecimientos han puesto de manifiesto que llevar un nivel de vida superior a las propias posibilidades puede derivar en un colapso financiero familiar.

Los préstamos de los bancos a la Administración suben un 23% en 2008

Viernes, 13 de febrero de 2009

13-02-09 , M. Romani / J. J. Marcos . Expansión
Banco Popular y Banco Pastor son las dos entidades que más incrementan la financiación a las administraciones. El sector público pide más, justo cuando el privado tiene sequía de crédito.
Las familias y las empresas españolas probablemente recordarán 2008 como el año en el que el crédito fácil pasó al baúl de los recuerdos. Justo lo contrario de lo que le ha pasado a las Administraciones Públicas (AAPP). Mientras el crédito al sector privado creció prácticamente tres veces menos que el año anterior (un 6,2% frente al 17,1%), la financiación que recibió la administración pública de bancos, cajas y cooperativas aumentó un 23%, once veces más que en 2007.

Entre las principales entidades, la que más aumentó el crédito a AAPP en 2008 fue Popular, con un 332%, hasta 561 millones, seguido por Pastor, con un 266%, hasta 169 millones. Entidades como La Caixa o Santander registraron también incrementos importantes, aunque menos impactantes en términos porcentuales, debido a que sus saldos efectivos son más elevados. BBVA, con 20.801 millones, sigue siendo el líder en este segmento, con una cuota de mercado del 36%, según datos del banco.

Sector inmobiliario
Fuentes de Popular señalan que, pese al fuerte crecimiento, la financiación a AAPP sigue representando un porcentaje muy pequeño sobre el total de la inversión crediticia -un 0,6% frente al 0,1% del pasado ejercicio-. “No es nuestro negocio”, explican desde el banco y añaden que esta componente del crédito siempre está sujeta a fluctuaciones muy fuertes.

Pastor, así como otras entidades consultadas, explica que el pasado ejercicio la demanda del sector público aumentó de forma contundente. Este cambio está directamente relacionado con la llegada de la crisis económica y el fin del boom inmobiliario. La menor actividad en el sector repercute en una merma de los ingresos en concepto de impuestos para las administraciones.

Además, tal y como explica un alto ejecutivo de un banco cotizado, “en los últimos años los ayuntamientos se han puesto las botas con los ingresos que les reportaba el tema inmobiliario y ahora la fuente se ha secado”. En el sector creen que esta tendencia alcista en el préstamo al sector se mantendrá en los próximos años.

La deuda de las AAPP crece de forma exponencial desde que comenzó a caer la recaudación y, en el tercer trimestre de 2008 (últimos datos disponibles) alcanzó los 398.170 millones, 10.000 millones más que en septiembre de 2007, cuando comenzaron las turbulencias en el sistema financiero.

Los ingresos no financieros de las administraciones, en noviembre, habían bajado un 16,1%, con fuertes caídas en la recaudación de IVA, Sociedades y en los tributos relacionados con la actividad inmobiliaria. Este hecho ha provocado que los Ayuntamientos alcancen cifras de deudas desconocidas, con 30.800 millones, según el Banco de España.

Endeudamiento
Son varios los Consistorios que han sobrepasado los límites que marca la Ley de Haciendas Locales (110% de deuda sobre los ingresos corrientes) y tienen restricciones para emitir deuda. Madrid ha sobrepasado holgadamente este tope y se prevé que Málaga y Valencia sigan la misma senda.

Las cuentas de las autonomías no se encuentran mucho mejor: en el mismo lapso de tiempo, la deuda ha pasado de 57.185 millones a casi 63.000. Mientras sigue sin cerrarse un acuerdo de financiación autonómica, Fitch prevé que en 2009, la deuda crezca en 12.000 millones, y el Banco de España espera un aumento del déficit de 10.000 millones.

El crecimiento de la deuda del Estado sólo ha sido del 0,8%, hasta 304.451 millones, a pesar de que el Gobierno no ha lanzado políticas de austeridad hasta esta misma semana, cuando ha prometido un recorte de sólo 1.500 millones de euros.

Pagos completos pero a menudo con retrasos y fuera de plazo
Los datos del Boletín Estadístico que elabora el Banco de España no dan información sobre la morosidad de las administraciones en su relación con las entidades financieras. Sin embargo, en el sector aseguran que el sector público sí cumple con sus obligaciones de pago, aunque no siempre lo hace en los plazos en los que debería.

“Las Administraciones Públicas no son morosas, son lentas”, afirma un directivo que explica que, finalmente, todo acaba siendo pagado religiosamente. De hecho, fuentes del sector explican que el margen que la banca aplica a los préstamos al sector público suele ser más reducido que los del sector privado, porque la prima de riesgo es menor.

La visión que tienen las empresas es muy distinta. La deuda del sector público con las empresas ronda los 32.000 millones de euros (ver Expansión del 5 de febrero). De esta cantidad, hay 8.000 millones que son deudas de los ayuntamientos con las constructoras, justo la misma que el Gobierno va a gastar en su Fondo de Inversión Local, que financiará 30.000 obras por toda España. La oposición política y las empresas reclamaron al Gobierno que dedicara esta cantidad a saldar las deudas de las entidades locales.

Mientras tanto, las protestas de empresarios a las puertas de los Ayuntamientos empiezan a adquirir tintes dramáticos, como en el caso de Loeches, donde el dueño de una pequeña constructora amenazó con inmolarse si el Consistorio no le pagaba al menos parte de su deuda para poder sobrevivir.

Protegido: Las Cámaras de Comercio piden que el Estado entre en el capital de los bancos

Viernes, 13 de febrero de 2009

Esta entrada está protegida. Para verla escribe la contraseña: