AIRE

Asociación Independiente de Registradores
                                 



Ultimas entradas




Archivos


Archivo del 3 de abril de 2021

Marc … Majadahonda

sábado, 3 de abril de 2021

Un informe del FMI valora el fomento del cumplimiento voluntario y la gestión de riesgos fiscales y censales en la Agencia Tributaria

sábado, 3 de abril de 2021

Evaluación ‘TADAT’

Un informe del FMI valora el fomento del cumplimiento voluntario y la gestión de riesgos fiscales y censales en la Agencia Tributaria

Lunes 22 de marzo de 2021

La Agencia Tributaria cuenta con una buena gestión de riesgos fiscales y control censal, fomenta de manera consistente el cumplimiento voluntario y consigue una adecuada presentación y pago de los impuestos que gestiona, de acuerdo con la Herramienta de Evaluación y Diagnóstico de la Administración Tributaria (‘TADAT’, por sus siglas en inglés).

El TADAT es un examen del desempeño de las administraciones tributarias que el Fondo Monetario Internacional, en colaboración con otros organismos internacionales, ofrece a los países para que puedan valorar en qué grado se acomodan con lo que el Fondo Monetario Internacional (FMI) considera buenas prácticas internacionales en la materia.

La Agencia Tributaria se ha sometido al examen de TADAT bajo la modalidad de autoevaluación asistida por funcionarios del FMI, en el periodo comprendido entre septiembre de 2019 y noviembre de 2020. La AEAT es una de las primeras administraciones tributarias europeas en realizar la evaluación TADAT, utilizada ya por más de 80 países y una serie de jurisdicciones subnacionales de los cinco continentes para identificar las fortalezas y debilidades de sus administraciones, y definir posibles mejoras.

De acuerdo con lo previsto en el Plan Estratégico 2020-2023, la Agencia ha realizado el análisis TADAT y ahora tomará en consideración los resultados de la evaluación para la actualización y desarrollo de sus instrumentos de planificación estratégica.

La herramienta TADAT evalúa nueve grandes áreas de desempeño, desglosadas, a su vez, en 28 indicadores, de los cuales en más de un 78% la AEAT ha obtenido las puntuaciones más altas (‘A’ o ‘B’).

Integridad de la base de datos y control de riesgos

En el apartado relativo al grado de exactitud y fiabilidad de la información disponible sobre los contribuyentes, y al conocimiento de la base de contribuyentes potenciales, la evaluación TADAT certifica que la base de datos de la AEAT cuenta con información actualizada que permite controlar los accesos y las acciones realizadas. También destaca que se ofrece un acceso seguro a empresas y particulares, y que todas las personas y entidades están inscritas en el censo de obligados tributarios a través de un NIF único.

En cuanto a la gestión eficaz del riesgo, el examen subraya la existencia de programas de mitigación de riesgos de cumplimiento fiscal, revisados continuamente desde el ámbito directivo, y también valora muy positivamente el sistema existente para el control de riesgos en materia laboral y de infraestructuras, entre otros.

Fomento del cumplimiento voluntario

La información sobre derechos y obligaciones del contribuyente se encuentra adecuadamente segmentada y actualizada, se aprecia el grado y agilidad de la información y asistencia disponible para el público, y también la existencia de programas de educación cívico-tributaria. De igual forma, el informe valora las simplificaciones tributarias y contables vigentes para ciertos segmentos de contribuyentes, destacando también el contacto permanente de la Agencia con contribuyentes, colectivos e intermediarios tributarios para obtener información de retorno sobre los servicios prestados.

Presentación, pago y control de impuestos

En la evaluación TADAT para la Agencia Tributaria se considera alto el grado de puntualidad -presentación en plazo- en la declaración de impuestos, lo cual vincula con los esfuerzos realizados tanto en el ámbito censal y de control fiscal, como en el del fomento del cumplimiento voluntario. Además, valora que la totalidad de las declaraciones y pagos de los principales impuestos se realicen de forma electrónica.

También considera positivo TADAT el grado de puntualidad en los pagos y aprecia la clara mejoría de la deuda pendiente en los últimos años, destacando los datos del grado de cobro de la deuda con antigüedad superior al año.

En el apartado de exactitud de la información declarada, se valora positivamente el alcance de las medidas que se toman para detectar y disuadir de lo que TADAT denomina ‘declaraciones inexactas’, y se destaca tanto la existencia del sistema de consultas tributarias y resoluciones vinculantes para la Agencia, como la creación de foros de cumplimiento cooperativo.

En materia de resolución efectiva de litigios, se aprecia como muy positivo el proceso de resolución de litigios, destacando su escalonamiento, la información sobre el derecho a recurrir que se ofrece al contribuyente y el análisis y seguimiento que la Agencia realiza sobre el resultado de las controversias a efectos de modificación de procedimientos y posibles propuestas de cambios normativos.

Administración eficiente y rendición de cuentas

Por otra parte, la evaluación TADAT aprecia la contribución de la administración tributaria al proceso presupuestario con previsiones y seguimiento de la recaudación. También valora que el sistema de contabilidad se encuentre totalmente automatizado y sujeto a auditorías internas y externas. A su vez, considera adecuado el diseño y verificación del sistema de devoluciones de IVA, así como el trato diferenciado que se ofrece a los contribuyentes incluidos en el Suministro Inmediato de Información (SII) y en el Régimen de Devolución Mensual.

En cuanto al ámbito de la rendición de cuentas, la evaluación determina que la Agencia Tributaria cuenta con instrumentos sólidos de auditoría interna y de seguridad de la información. También valora la existencia de órganos de supervisión externa y subraya que la Agencia toma en consideración las encuestas que miden la confianza del público en la Administración Tributaria. De la misma forma, se destaca el modelo de dirección por objetivos a partir de instrumentos de planificación estratégica, la rendición periódica de cuentas del Director General ante el Parlamento y las publicaciones anuales de directrices de control, resultados y memoria de la Agencia.

Plan de acción

Existen otros indicadores de la metodología TADAT que llevan a la AEAT, dependiendo de cada supuesto, a establecer un plan acción con medidas de mejora, o a sostener la idoneidad de sus actuaciones si considera que la situación presente supone un beneficio para el contribuyente.

En cuanto al plan de acción, el modelo TADAT advierte sobre los tiempos de resolución de los recursos de reposición, aunque reconoce el efecto desestimatorio que se produce en el plazo de un mes de no mediar resolución expresa. En todo caso, en el plan de acción, la Agencia incorpora el seguimiento de los plazos de resolución con metodología TADAT para reducir esos tiempos.

En materia de devoluciones de IVA, y a partir del diagnóstico de TADAT, la Agencia se compromete en el plan de acción a acelerar las comprobaciones y los estudios de riesgo, y con ello también las devoluciones, subrayando al tiempo el esfuerzo realizado ya en los últimos años para agilizar las devoluciones a contribuyentes SII.

Sobre la deuda pendiente de cobro, el plan de acción señala que se seguirá actuando en la línea marcada por el Plan Estratégico 2020-2023 sobre las causas que producen litigiosidad y sobre los tiempos medios de resolución, sin perjuicio de continuar con las mejoras en los procedimientos recaudatorios para agilizar el cobro.

En relación con el grado de exactitud de la información declarada por los contribuyentes, la Agencia subraya en el plan de acción su apuesta por la medición del cumplimiento voluntario a partir de la comparación de magnitudes fiscales y económicas relacionadas, pero también apunta que ha apoyado la decisión reciente de las administraciones tributarias europeas de extender los estudios actuales sobre la brecha fiscal (‘tax gap’) en IVA a otros impuestos.

Dentro del análisis sobre la idoneidad del sistema de contabilidad de los ingresos, la metodología TADAT requiere una imputación contable inmediata, mientras que el sistema español históricamente contabiliza por quincenas. Este ingreso se realiza en cuentas restringidas que son indisponibles, pero, de cualquier forma, el plan de acción señala que evaluará nuevamente el procedimiento.

En el ámbito de la formación, la evaluación TADAT reclama programas específicos de formación tributaria para emprendedores, una línea en la cual la Agencia Tributaria se compromete a analizar con el Instituto de Estudios Fiscales la preparación de material formativo y posibles cursos virtuales para contribuyentes que inician una actividad económica. También destaca el plan de acción otras iniciativas que ya está desarrollando la Agencia en el contexto de la estrategia ‘Right from the start’ de la OCDE para mejorar los servicios que se prestan a estos contribuyentes, caso de los asistentes en materia censal.

Mantenimiento de medidas en beneficio del contribuyente

En cambio, hay otras materias señaladas por la evaluación TADAT que la Agencia considera conveniente no revisar al ofrecer la situación actual un mayor beneficio para el contribuyente. Ejemplo de ello es la menor valoración otorgada en el examen por el hecho de que el importe de los pagos realizados en plazo no llegue al 90%. Esta ratio viene condicionada por la existencia del sistema de aplazamientos sin garantía para deudas de hasta 30.000 euros, un importante instrumento de liquidez para numerosas personas físicas y pymes que se considera conveniente preservar.

También es el caso del plazo diferente de declaración para las sociedades con ejercicio partido (no coincidente con el año natural). De contar con el mismo plazo de presentación que el resto de empresas, estas entidades tendrían problemas de cumplimiento, dado que la contabilidad -el impuesto societario español es un impuesto de base contable- solo puede cerrarse cuando finaliza el ejercicio y, por tanto, ejercicio contable y fiscal deben coincidir.

EL TC estima parcialmente el amparo de una trabajadora a la que se le vulneraron sus derechos a la intimidad y el secreto de las comunicaciones producidos por la monitorización de su ordenador

sábado, 3 de abril de 2021

Tribunal Constitucional

Gabinete del Presidente

Oficina de Prensa

Nota informativa Nº 32/2021

EL TC estima parcialmente el amparo de una trabajadora a la que se le vulneraron sus derechos a la intimidad y el secreto de las comunicaciones producidos por la monitorización de su ordenador

La Sala Primera del Tribunal Constitucional ha estimado parcialmente el amparo de una trabajadora que fue despedida de su empresa tras constatar, a través de la monitorización de su ordenador, que dedicaba en torno a un 30 por ciento de su jornada laboral a cuestiones profesionales, empleando el 70 de la jornada restante a solventar asuntos relativas a su esfera personal.

La sentencia considera que la actuación de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha vulnerado el derecho a la tutela judicial efectiva de la recurrente, pues, pese a que reconoce que se vulneraron los derechos a la intimidad y al secreto de las comunicaciones de la trabajadora, rechazó pronunciarse sobre la indemnización solicitada como consecuencia de dicha vulneración.

Por otra parte, el Tribunal Constitucional, descarta que la nulidad de la prueba obtenida con la violación del derecho a la intimidad y al secreto de las comunicaciones de la trabajadora, deba llevar aparejada la calificación del despido como nulo, y considera, que no es contrario al derecho a la tutela judicial efectiva, la interpretación que del art. 55.5 del Estatuto de los Trabajadores realiza el Tribunal Superior de Justicia de Madrid al calificar el despido como improcedente, pese a la nulidad de la única prueba en la que se fundamentaba el despido.

El caso estudiado por el Tribunal es el siguiente:

La demandante de amparo trabajaba para una empresa dedicada a servicios relacionados con la tecnología. En abril de 2017, la empresa le comunicó la apertura de un expediente disciplinario por incumplimientos de la buena fe contractual y desobediencia a las indicaciones de sus superiores jerárquicos.

Para confirmar tales extremos, la empresa decidió poner en práctica el protocolo de monitorización del equipo informático de la trabajadora con el fin de determinar en qué empleaba su jornada laboral.

En mayo de 2017, la entidad mercantil le comunicó su despido disciplinario argumentando, entre otras cuestiones, que la empleada dedicaba el 70 por ciento de su jornada laboral a cuestiones personales y ajenas a su actividad profesional. El Juzgado de lo Social número 19 de Madrid apreció que se habían vulnerado los derechos fundamentales a la intimidad y al secreto de las comunicaciones, declarando la nulidad del despido. La sentencia argumentó: “la monitorización del ordenador de la pantalla, y se ha traducido en el conocimiento de mensajes de correo electrónico, ajenos a lo laboral y por tanto personales, que la actora remitió a familiares y a su asesora legal, como se desprende del contenido de la propia carta de despido”. Asimismo, fijó el pago de una indemnización como consecuencia de la lesión de sus derechos

Recurrida la sentencia en suplicación, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid confirmó que la prueba obtenida con la monitorización del ordenador era ilícita por haberse obtenida con violación de los derechos fundamentales, pero calificó el despido como improcedente y, rechazando, por dicha razón pronunciarse sobre la indemnización que por vulneración de los derechos fundamentales se había concedido por el juzgado de lo social.

Ambas partes interpusieron recursos de casación para la unificación de doctrina que fueron inadmitidos por auto de la Sala de lo Social del Tribunal Supremo de 24 de septiembre de 2019.

La sentencia de la Sala Primera señala que la resolución del TSJ de Madrid impugnada, no ha vulnerado los derechos de la trabajadora al calificar el despido como improcedente en lugar de nulo, pues “no puede proclamarse que entre la calificación del despido y la reconocida lesión extraprocesal de un derecho fundamental pueda afirmarse la existencia de una consecutividad lógica y jurídica. Dicho en otros términos, no existe un derecho fundamental a la calificación del despido laboral como nulo, por lo que la pretensión de la actora no puede tener sustento en una vulneración de los derechos reconocidos en el art.18.1 y 3 CE”.

Por otra parte entiende que la argumentación del TSJ de Madrid, contraria a trazar una correlación entre la nulidad de la fuente de prueba y la nulidad del despido, no merece ser calificada de arbitraria o de manifiestamente irrazonable, por lo que descarta que la calificación del despido como improcedente lesione el derecho a la tutela judicial efectiva de la recurrente.

Finalmente la Sala Primera considera que se ha vulnerado el derecho a la tutela judicial efectiva (art. 24.1 CE) al desconocer el derecho a obtener de los jueces y tribunales una resolución motivada y fundada en derecho sobre el fondo de las pretensiones deducidas por las partes en el proceso. En efecto, “el argumento utilizado en la sentencia impugnada para denegar la indemnización consistente en afirmar que no ha existido vulneración de derechos fundamentales de la trabajadora, debe ser calificado de incongruente, ilógico y contradictorio, pues la propia sentencia reconoce, que se vulneraron los derechos de la trabajadora al monitorizar su ordenador”.

Por tanto, “dicha incongruencia no puede salvarse con la referencia a que la vulneración no la haya ocasionado el acto mismo del despido y en consecuencia éste haya sido declarado improcedente, pues el art. 183.1 LRJS cuando dispone que la sentencia que declare la existencia de una vulneración de un derecho fundamental debe pronunciarse sobre la cuantía de la indemnización, no hace depender el reconocimiento de la indemnización de la calificación del despido, sino del reconocimiento de que la trabajadora ha sufrido discriminación u otra lesión de sus derechos fundamentales y libertades públicas, y ello con independencia de la calificación del despido”.

En consecuencia, el Tribunal Constitucional anula la sentencia dictada por la Sección Cuarta de la Sala Social del TSJ de Madrid y acuerda la retroacción de las actuaciones al momento previo al dictado de la citada resolución para que, en congruencia con lo interesado en el recurso de suplicación en relación con la indemnización solicitada por la demandante, el órgano judicial resuelva de manera respetuosa con el derecho fundamental vulnerado.
La sentencia cuenta con el voto particular de la magistrada María Luisa Balaguer que muestra su disconformidad con la respuesta que la sentencia aprobada da a la primera queja de la demandante de amparo, que denuncia la vulneración del art. 24.1 CE, en relación con el art. 18.1 y 3 CE, por sostener que el despido debía considerarse nulo. La Magistrada disiente de la sentencia, pues entiende que no se trata de un simple problema de interpretación de la legalidad ordinaria, sino que tiene un alcance constitucional innegable, que habría requerido la aplicación del canon reforzado que tiene establecido este Tribunal para supuestos similares a éste, que exige una argumentación axiológica que sea respetuosa con el contenido de los derechos fundamentales en juego.

Señala el voto que, de acuerdo con dicho canon, la respuesta a la pretensión de la actora debería haber sido estimatoria, pues el despido se produce a partir de una patente y grave vulneración de los derechos fundamentales de la recurrente a la intimidad y al secreto de las comunicaciones, ya que su empresa monitorizó su ordenador para controlar su rendimiento laboral, sin informarle previamente de ello, y, a partir de esa actuación, procedió a su despido disciplinario. Ante ello, entiende el voto que la declaración de nulidad del despido era la solución que deriva de la interpretación del art. 55.5 ET más acorde con la efectividad de los derechos fundamentales afectados, y que es la consecuencia que preconiza para un supuesto como el que nos ocupa la STC 196/2004, de 15 de noviembre, de la que se aparta abiertamente la sentencia, sin seguir el trámite del art. 13 LOTC, a pesar de la rotundidad de las conclusiones de dicho pronunciamiento. Ni siquiera cabría aquí aplicar la doctrina de este Tribunal sobre los despidos pluricausales, ante la falta de acreditación de la concurrencia de otras circunstancias que permitieran proceder al despido disciplinario al margen de la que trae causa de la vulneración de los derechos fundamentales de la actora.

Por las razones expuestas, concluye la Magistrada que en este supuesto no hay más despido que el producido con vulneración de los derechos fundamentales de la recurrente, lo que debería haber determinado que este Tribunal estimara también el primer motivo de amparo.

Madrid, 29 de marzo de 2021

Robles: «El S-80 implica modernidad, tecnología y futuro»

sábado, 3 de abril de 2021

Robles: «El S-80 implica modernidad, tecnología y futuro»

Lunes 29 de marzo de 2021

La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha visitado hoy la Flotilla de Submarinos, en el Arsenal militar de Cartagena, para interesarse por la instrucción y adiestramiento del personal que formará parte de la dotación del nuevo submarino S-80.

Margarita Robles ha anunciado oficialmente la puesta a flote, el próximo 22 de abril del primer submarino de la clase S-80, a la que asistirá Su Majestad El Rey, este hito es «esencial para la Armada» ya que en este momento sólo cuenta con el submarino ‘Tramontana’ y con el ‘Galerna’ que se encuentra actualmente en gran carena. Además supone, en palabras de la ministra, «una inyección importante para que en otros países conozcan la industria y la tecnología de Navantia y pueda ser un producto exportable».

En sus palabras, la titular de Defensa ha recalcado que «se está haciendo una inversión muy importante en Defensa» en total 12.000 millones de euros, entre los que se incluyen para la Armada estos cuatro submarinos y las fragatas F-110, en Ferrol.

A su llegada la ministra ha tenido un breve encuentro con cinco hombres y mujeres miembros de la dotación del ‘Tramontana’ S-74, con los que ya había coincidido en una visita anterior antes de su embarque en julio de 2018.

Tras esto se han dirigido al salón de actos, donde el comandante del Arma Submarina, capitán de navío, Ernesto Zarco Gil, ha realizado una breve exposición sobre la evolución de los submarinos de la Flotilla y el impulso que proporciona el nuevo submarino S-80 para la capacidad estratégica de la Armada. El comandante también ha resaltado la importancia de la instrucción del personal experimentado, para mantener una capacidad crítica de submarinistas de calidad, que permita generar las dotaciones de los cuatro nuevos S-80 previstos para los próximos años.

La titular de Defensa también ha sido informada sobre las medidas adoptadas por el Arma Submarina, para evitar la expansión de la COVID-19, lo que les ha permitido seguir operativos en las misiones asignadas para la Defensa Nacional, así como la colaboración con la comunidad autónoma con equipos de rastreadores en la Región de Murcia.

Tras esto la ministra se ha trasladado a la sala de simuladores donde ha departido con militares de la dotación del S-81, interesándose en particular por el trabajo que realizan los sonaristas, mecánicos y el personal de cocina, y su instrucción en el simulador del S-80.

La ministra ha querido agradecer a Navantia y en especial a los militares de la Flotilla y de la Armada «su esfuerzo en la formación y preparación, para tener una Armada ejemplo en otras Armadas».

Durante la visita Robles ha estado acompañada por la secretaria de Defensa, Esperanza Casteleiro y el jefe de Estado Mayor de la Armada, almirante general Antonio Martorell Lacave, entre otras autoridades.

Arma submarina

El Arma Submarina está compuesta por la Flotilla de Submarinos, la Base de Submarinos ‘Isaac Peral’ y la Escuela de Submarinos ‘Almirante Mateo García de los Reyes’. Entre sus cometidos se encuentra el alistamiento y preparación de los submarinos, la formación del personal profesional submarinista que sirve a bordo de estos, la conducción de operaciones de submarinos y la coordinación con los mandos de organizaciones internacionales y naciones aliadas.

Los submarinos son unidades de una gran capacidad ofensiva, que poseen la ventaja de operar de forma encubierta durante largos períodos de tiempo, lo que les dota de un notable poder disuasorio. Estas características les hacen útiles para multitud de misiones, como las de reconocimiento, vigilancia y recolección de inteligencia, la protección de una fuerza naval, la infiltración de forma encubierta de comandos de operaciones especiales de la Fuerza de Guerra Naval Especial de la Armada y el minado submarino.

El S-81, primer submarino en incorporarse a la Flotilla, tiene prevista su entrega a la Armada para comienzos del 2023, por lo que se espera esté operativo a partir del segundo semestre de 2023. El resto, empezando por el S-82, se irán sumando a la lista de operativos con una cadencia de uno cada dos años.

Estado de situación del COVID-19

sábado, 3 de abril de 2021

Estado de situación del COVID-19

Miércoles 31 de marzo de 2021

Actualización nº 343. Enfermedad por el coronavirus (COVID-19). 31.03.2021 (datos consolidados a las 14:00 horas del 31.03.2021).

La Moncloa

El presente informe se ha realizado con los datos individualizados notificados por las Comunidades Autónomas a la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica (al sistema SiViEs).

Se incluyen los casos notificados confirmados con una prueba diagnóstica positiva de infección activa (PDIA) tal como se establece en la Estrategia de detección precoz, vigilancia y control de COVID-19 y además los casos notificados antes del 11 de mayo que requirieron hospitalización, ingreso en UCI o fallecieron con diagnóstico clínico de COVID-19, de acuerdo a las definiciones de caso vigentes en cada momento. Cualquier futura actualización que realicen las comunidades autónomas quedarán reflejadas en los informes diarios.

En España hasta el momento se han notificado un total de 3.284.353 casos confirmados de COVID-19 y 75.459 fallecidos.

Los datos se pueden consultar en el documento PDF adjunto.

Mitma pone a disposición de los usuarios de cartografía la obtención de mapas a la carta

sábado, 3 de abril de 2021

A través del Centro Nacional de Información Geográfica (CNIG)

Mitma pone a disposición de los usuarios de cartografía la obtención de mapas a la carta

Lunes 22 de marzo de 2021

Esta aplicación web del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) permite al usuario configurar la ubicación, escala y cartela, así como dibujar y añadir rutas.

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, a través del Centro Nacional de Información Geográfica (CNIG), ha publicado la aplicación web ‘Mapa a la Carta’, que permite personalizar los mapas topográficos del Instituto Geográfico Nacional (IGN) configurando ubicación, escala y cartela, así como dibujar y añadir rutas. Asimismo, el usuario puede generar su propio mapa personalizado en PDF de alta resolución y, si lo desea, recibirlo impreso en su domicilio.

Hoy en día, el consumo de cartografía se suele realizar a través de la pantalla de un ordenador o de un dispositivo móvil por medio de visualizadores, de modo que se selecciona interactivamente la porción de territorio que interesa explorar a través de un espacio continuo y sin los tradicionales límites de hoja de los mapas en papel.

El CNIG, junto al IGN, ha desarrollado este proyecto de cartografía a demanda «Mapa a la Carta» basándose en esta actual forma de consultar información geográfica, con aprovechamiento de las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías y con el contenido del Mapa Topográfico Nacional (MTN).

En esta aplicación web el usuario puede configurar el mapa adaptado a su gusto y necesidades, permitiendo la elección de la fracción de territorio que va a contener el mapa, el fondo cartográfico (MTN25 o MTN50), la escala (dentro de ciertos rangos) e incluso personalizar el título y la portada del mapa.

También permite dibujar sobre la cartografía puntos, líneas y polígonos que pueden ser rotulados, o bien insertar otros datos geográficos propios como los que se pueden registrar en una ruta a pie por medio de un GPS, los obtenidos tras una consulta en el Centro de Descargas del CNIG u otro tipo de información descargada de internet en diferentes formatos (GPX, KML, Shape y GeoJson).

Lectores y creadores de mapas

Con todo ello, se consigue que los usuarios no sean solo lectores de cartografía sino también creadores de nuevos mapas reutilizando los recursos del Mapa Topográfico Nacional, y disponiendo del producto en formato PDF en cuestión de minutos y de manera gratuita, con la posibilidad de compartirlo.

También se ofrece la opción de obtener, a través de la Tienda Virtual del CNIG, el mapa en papel estándar o resistente al agua y con la calidad de impresión de los Talleres Cartográficos del IGN.

Para facilitar su uso, la publicación de la aplicación se acompañará de vídeos explicativos sobre el proceso de elaboración de mapas a la carta.