AIRE

Asociación Independiente de Registradores
                                 


Ultimas entradas




Archivos



El sector financiero, el energético y las operadoras del sistema dan el pistoletazo de salida a la cumbre empresarial de CEOE

15 junio 2020
‘Empresas Españolas: Liderando el Futuro’

El sector financiero, el energético y las operadoras del sistema dan el pistoletazo de salida a la cumbre empresarial de CEOE

El presidente de Inditex, Pablo Isla, ha inaugurado junto al presidente de CEOE, Antonio Garamendi, la cumbre empresarial que tendrá lugar entre el 15 y el 25 de junio, y que ha contado con una primera intervención del presidente de Mercadona, Juan Roig.

Los sectores financiero y energético y las operadoras del sistema han dado el pistoletazo de salida a la cumbre empresarial organizada por CEOE bajo el título ‘Empresas Españolas: Liderando el Futuro’, que se desarrollará desde hoy hasta el 25 de junio y que contará con una nutrida representación al más alto nivel del mundo empresarial español, para exponer su visión sobre la situación actual y sobre la estrategia de salida de la crisis del Covid-19.

El presidente de CEOE, Antonio Garamendi, ha abierto la sesión afirmando que «nuestro objetivo es la reconstrucción económica y social del país”. “Venimos con ganas constructivas y a sumar, con lealtad institucional, con independencia y sentido de estado. Queremos trasladar nuestro compromiso con España», ha añadido, para destacar a continuación que todas las compañías participantes “son Marca España y nuestros verdaderos embajadores en el mundo”.

Por su parte, Pablo Isla (Inditex) ha asegurado que «nos enfrentamos a una gran crisis para la que no hay soluciones mágicas ni fáciles, y de la que hay que salir buscando consensos lo más amplios posible, con base en el diálogo social”. “La seguridad jurídica será esencial para incentivar la inversión y la creación de empleo. Tenemos un tejido empresarial con enorme potencial y debemos saber aprovechar nuestra presencia europea y los recursos que se disponen para dinamizar la economía y para ser más competitivos en las áreas que son claves como la digitalización, la transición ecológica, la educación o la sanidad», ha añadido.

A continuación, Juan Roig (Mercadona) ha planteado la necesidad de “eliminar las trabas burocráticas para el inicio de la actividad, con declaraciones responsables y silencio administrativo positivo”, así como facilitar las inversiones, garantizar la seguridad jurídica y “que la sociedad vea que los empresarios y las empresas somos generadores de riqueza y de bienestar”. “Es el momento de trabajar todos juntos por la reactivación económica. No se trata solo de no parar, sino de acelerar”, ha concluido.

Tras la intervención del presidente de Mercadona ha arrancado la primera mesa de la jornada, protagonizada por el sector financiero, que ha contado con la participación de Ana Botín, presidenta del Banco Santander; Carlos Torres, presidente del BBVA; Jordi Gual, presidente de CaixaBank; José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia; Josep Oliú, presidente del Banco Sabadell; y José Luis Aguirre, presidente de Ibercaja.

Ana Botín (Banco Santander) ha señalado que el reto que tenemos por delante “es minimizar la intensidad y la duración de la recesión a la que nos ha arrastrado esta crisis sanitaria, sin generar un nuevo deterioro de la distribución de la renta, de la riqueza o de las oportunidades en nuestra sociedad y manteniendo el máximo empleo que podamos, ayudando a las empresas a sobrevivir”. Para conseguirlo, “hay que cuidar de las empresas y propiciar que crezcan, inviertan y que puedan innovar”, ha dicho. La presidenta del Banco Santander ha asegurado que hay que priorizar “un pacto de reformas de nuestros mercados, mediante el diálogo social”, al tiempo que ha abogado por “un plan de choque en el sector turístico y restauración, junto con un plan de vivienda sostenible para jóvenes”.

Carlos Torres (BBVA) ha afirmado que ahora “cobra urgencia la reactivación de la economía para evitar un daño que puede ser irreversible, sin bajar nunca la guardia”. La mejor forma de reconstruir es minimizar la destrucción e impulsar de forma urgente y decidida la reactivación”, ha añadido. “La crisis nos brinda una gran oportunidad de que avancemos ahora decididamente en nuestras prioridades de largo plazo, no solamente para reactivar y para reparar el daño causado, sino para avanzar decididamente en los ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) y en la digitalización de la economía”, ha dicho, al tiempo que ha destacado que “uno de los focos principales de las políticas públicas ha de estar ahora en fomentar la iniciativa privada, en establecer las bases para que florezca, se desarrolle, y nos traiga crecimiento económico y prosperidad para todos”.

Jordi Gual (CaixaBank) ha comenzado su intervención afirmando que “nuestro país se enfrenta a un reto formidable: conseguir que la economía rebote tras unos meses en el congelador”, una “tarea en la que debemos participar todos con un espíritu de unidad, encontrando un equilibrio entre posibles rebrotes y que la economía vuelva a funcionar”. En su opinión, “en esta ocasión Europa ha reaccionado de manera contundente”, con un “paquete de fondos que es importante que se administre muy bien” y “dirigirlo con efectividad a los sectores más afectados por la pandemia: sanidad, turismo, ocio, cultura, transporte o restauración”.

José Ignacio Goirigolzarri (Bankia) ha destacado “el enorme esfuerzo de financiación” que está realizando el sector, que en su opinión “está siendo en estos meses un soporte muy importante para las familias y las empresas”. Goirigolzarri considera “contraproducente pedirle en estos momentos al sector bancario esfuerzos en forma de impuestos que incidan negativamente en su sostenibilidad”, al tiempo que ha destacado “el papel fundamental que está desarrollando el BCE y las instituciones comunitarias”, y ha añadido la necesidad de “avanzar hacia la unión bancaria” porque es “la única forma para asegurar similares condiciones de financiación a las empresas europeas”.

Josep Oliú (Banco Sabadell) ha afirmado que “necesitamos un marco de actuación estable y previsible en todos los niveles: sanitario, de educación y para las empresas”, y ha señalado que esta pandemia ha puesto de relieve que “la colaboración público-privada da frutos absolutamente positivos y ganadores”, por lo que “debe continuar”. Oliú ha asegurado que “ayudar a las empresas es la mejor forma de ayudar al empleo y, de este modo, ayudar a la sostenibilidad futura de nuestras cuentas públicas”.

José Luis Aguirre (Ibercaja) ha puesto el foco en la necesidad de “dar confianza”, tanto a la sociedad, en cuanto a la capacidad de la sanidad para hacer frente a la situación en caso de rebrote, como a los empresarios, en tanto que se trata de “un parón temporal”; y ha apuntado a la necesaria “trasformación de sectores críticos”, para lo cual es fundamental trabajar en la formación, “muy ligada a la empresa”, el tamaño de las empresas y la exportación. Aguirre considera que “el sector financiero debe estar saneado”, porque “somos parte de la solución”.

La segunda mesa, dedicada al sector de la energía y la sostenibilidad, ha contado con las intervenciones de José Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola; José Manuel Entrecanales, presidente de Acciona; José Bogas, consejero delegado de Endesa; Antonio Brufau, presidente de Repsol; Francisco Reynés, presidente de Naturgy; y Miguel Antoñanzas, presidente de Viesgo y del Club Español de la Energía.

En primer lugar, José Ignacio Sánchez Galán (Iberdrola) ha destacado que “vamos a dejar una deuda pública gigantesca como herencia a las generaciones futuras”. “Dejémosles también un país mejor, con reformas que lo hagan más competitivo”, ha añadido. Sánchez Galán ha pedido “acelerar el proceso” de reformar, porque, según ha añadido, “no podemos llegar tarde a esta nueva revolución industrial cuyo tren está ya en marcha”.

Por su parte, José Manuel Entrecanales (Acciona) ha afirmado que “Europa, con el Pacto Verde y el plan de recuperación Próxima Generación, se coloca a la cabeza del mundo en el esfuerzo por acometer de manera simultánea y única la crisis climática y la sanitaria. España puede ser parte de ese liderazgo con la aplicación decidida de medidas como la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, en trámite”, ha añadido, al tiempo que ha asegurado que “nuestra ventaja competitiva en el sector de la sostenibilidad social y medioambiental es indiscutible en el mundo. Hagamos de ello el vector de crecimiento más importante de nuestra economía”. Además, el presidente de Acciona ha asegurado: “Creo que no hay duda de que es imprescindible la participación del sector privado –nacional e internacional– para salir adelante en la gran crisis que nos acecha, tanto por el enorme esfuerzo inversor necesario, como por la gran contribución empresarial a la financiación de lo público”.

José Bogas (Endesa) ha asegurado que “podemos acelerar e incrementar un 30% las inversiones, y con ello generar 12.000 empleos”. En su opinión, “economía y medio ambiente ya no caminarán nunca más por separado. La sostenibilidad será la que nos saque de la crisis”, ha concluido Bogas.

Antonio Brufau (Repsol) ha puesto el énfasis en que en la respuesta a la crisis “ser rápidos es fundamental” y, por tanto, “tenemos que centrarnos en las medidas que tengan impacto en la recuperación económica y sobre todo en el empleo”. Brufau ha pedido “apoyar y promover la industria de España”, porque “los países que cuentan con un mayor peso de la industria son más resilientes ante las crisis”. En este sentido, ha aclarado que “debemos crear industria nueva, desde luego, pero sumando esta a la ya existente”, que es “uno de los más valiosos activos estratégicos de España en estos momentos”. Sobre la energía y el cambio climático, ha afirmado que “el reto de la descarbonización es planetario, es tan colosal que vamos a necesitar todas las tecnologías disponibles”, y ha advertido que “el determinismo tecnológico nos ha hecho cometer muchos errores en el pasado”.

Francisco Reynés (Naturgy) en su intervención ha aplaudido el plan de transición energética, que calificó de “atractivo como catalizador de la inversión”. Asimismo, ha pedido “impulsar la calidad de las infraestructuras del país, sobre todo de distribución eléctrica y transporte, y mantener la apuesta por la digitalización”. “Las empresas deben velar por el interés económico, la creación de valor, la mejora del bienestar y el compromiso con la sociedad”, ha afirmado.

Ha cerrado la mesa Miguel Antoñanzas (Viesgo), quien ha asegurado que la compañía “se compromete con la recuperación económica del país ofreciendo duplicar sus inversiones en redes de electricidad hasta los 1.000 millones de euros durante los próximos 10 años en torno a tres ejes de apoyo a la transición energética, a la resiliencia frente al cambio climático y al desarrollo económico inclusivo en el reto demográfico”. Asimismo, Antoñanzas ha pedido al Gobierno “eliminar el límite de inversión fijado en el 0,13% del PIB. Los planes de inversión deben ser desarrollados junto a las Comunidades Autónomas”, ha añadido.

La primera jornada de la cumbre empresarial ha concluido con una mesa centrada en las operadoras del sistema y compuesta por Beatriz Corredor, presidenta del Grupo Red Eléctrica; Antonio Llardén, presidente de Enagás; y José Luis López de Silanes, presidente de CLH.

Beatriz Corredor (Grupo Red Eléctrica) ha apostado por consolidar un modelo económico que se asiente definitivamente en el crecimiento y el desarrollo sostenibles: “El desafío que afrontamos es grande, pero las oportunidades que se abren ante nuestro país, también. La trascendencia del momento nos exige tomar medidas coordinadas y comprometidas para salir de esta crisis de una forma sostenible, solidaria y ecológica. Ninguna institución, corporación o empresa puede eludir su responsabilidad en esta respuesta global. Debemos reforzar nuestras alianzas con todos los agentes económicos y sociales, de todos los sectores, para, en colaboración con las administraciones públicas, transitar este camino con esperanza y fortaleza. Y debemos hacerlo juntos”, ha asegurado Corredor.

Antonio Llardén (Enagás) considera que “la innovación nos llevará a nuevas actividades industriales, deslocalizadas dentro de nuestro país, que favorecerán la diversidad de suministros y una reindustrialización basada en el proceso de descarbonización”. “La transición energética -ha añadido- es una palanca de crecimiento en la que tiene que asentarse el nuevo modelo económico y social”. Llardén ha afirmado que “los acuerdos políticos y económicos que nuestro país necesita solo será posible lograrlos con la colaboración de la sociedad civil y las empresas. Es un momento de diálogo y de colaboración por una recuperación sostenible y duradera, sin dejar a nadie atrás”.

En la última intervención de la jornada, José Luis López de Silanes (CLH) ha afirmado que esta crisis ha llevado consigo “reducciones de consumo histórico, del 85% de caída en el caso de la gasolina, 70% en el del gasoil y prácticamente del 95% en el del queroseno”. La crisis, afirma, ha dejado también algunas lecciones, como el uso del teletrabajo, “una experiencia exitosa” en su opinión, o los nuevos hábitos de consumo en el transporte. El presidente de CLH ha valorado positivamente el proyecto de Ley de Cambio Climático en el Congreso, siempre que “se garantice la neutralidad tecnológica”, para lo cual ha sugerido algunas modificaciones al texto legal.

Mañana será el turno de los foros dedicados a los sectores de seguros, turismo y transporte. Como en el día de hoy, las intervenciones podrán seguirse por streaming en el siguiente link: www.ceoe.es/nuestrofuturocomun y constarán de una intervención por cada uno de los participantes en las mesas sin preguntas.

Asimismo, todas las intervenciones estarán disponibles el mismo día de su celebración en el canal de youtube de CEOE: https://www.youtube.com/user/CEOETV/videos.


  Imprimir Imprimir

Los comentarios están cerrados